LA INCORPORACIÓN DEL EJERCICIO FÍSICO EN EL MUNDO EMPRESARIAL

La práctica de ejercicio físico por parte de los trabajadores de una empresa tiene asociados una serie de beneficios que repercuten en la salud del trabajador e indirectamente en su labor empresarial. Un trabajador sano es un trabajador eficaz, tiene menos enfermedades, a su vez es un trabajador seguro de sí mismo, con un grado más elevado de amistad con sus compañeros, etc. lo que se resume en que un trabajador que realiza ejercicio físico es un trabajador feliz, algo importantísimo a la hora de afrontar su jornada laboral.

 

  • Nivel fisiológico:

–     Mejora en el aparato cardiovascular.

–     Mejora en el aparato respiratorio.

–     Mejora el sistema inmunológico.

–     Mejora el aparato locomotor.

  • Nivel psicológico:

–     Aumenta la sensación de bienestar

–     Mejora la imagen corporal.

–    Mejora la percepción del esfuerzo y autocontrol del mismo.

–     Mejora la autoestima personal.

–     Permite un conocimiento del cuerpo.

  • Nivel social:

–      Posibilita una mayor relación con las personas de su entorno.

–      Posibilita un cambio de roles.

–      Da la posibilidad de conocer nuevas amistadas y personas.

  • Otros niveles:

–      Favorece los hábitos higiénicos saludables.

–     Adquisición de conocimientos favorables para la vida diaria.